El vertido de una industria vinícola contamina una laguna protegida en Toledo, España.

PMA
04/11/10

La Laguna del Taray, en la localidad de Quero (Toledo), declarada Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) por su importante colonia de malvasía cabeciblanca, una especie en peligro de extinción, está afectada por el vertido de una industria vinícola. La contaminación de este humedal que forma parte del complejo lagunar de La Mancha Húmeda se ha calificado por los ecologistas de "desastre ecológico" ya que es el hábitat de especies como el pato colorado, la garza imperial, la cigüeñuela o el aguilucho lagunero.

...Siga leyendo, haciendo click en el título...


El vertido, denunciado por los propietarios de la laguna ante el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona), la Confederación Hidrográfica del Guadiana y la Junta de Castilla-La Mancha, tiene su origen en las vinazas procedentes de la limpieza o del lavado de tanques de almacenamiento empleados en alguna empresa vitivinícola, explicó el director general de Áreas Protegidas y Biodiversidad de la Junta de Castilla-La Mancha, Alberto López.

Desde este departamento señalaron que la contaminación ha afectado de forma negativa a la vegetación subacuática de la laguna, principal fuente de alimentación de numerosas aves acuáticas. Por ello, la población de estas aves "ha mermado en un 60%, ya que de los casi 10.000 ejemplares censados a mitad de septiembre, ahora apenas tenemos 4.000. El resto de las aves se ha desplazado a otras zonas húmedas, por falta de alimentación", indicaron.

La Confederación Hidrográfica del Guadiana había ya catalogado esta laguna como "zona húmeda de importancia en función de las aves acuáticas", por lo que proponía su inclusión en el futuro en el Convenio de Ramsar (Convención Relativa a los Humedales de Importancia Internacional).

Como consecuencia de este vertido industrial, el director general de Áreas Protegidas y Biodiversidad de la Junta de Castilla-La Mancha anunció que "se va a revisar el funcionamiento de las depuradoras de aguas residuales ubicadas en las cuenca del río Riansares”. También se va a proponer a la Confederación Hidrográfica del Guadiana la construcción de nuevas depuradoras y el arreglo del colector de aguas residuales procedente de Corral de Almaguer (Toledo) que se dirige a la depuradora.