Obama continúa con política de Bush de invocar “secretos de Estado” y desecha caso de tortura

Democracy Now!
10/02/09

El gobierno de Obama decidió continuar con la política del gobierno de Bush de invocar “secretos de Estado” para desechar una demanda, en la que se acusa a una filial de Boeing de ayudar a la CIA a trasladar en secreto a prisioneros a cámaras de tortura en el extranjero. El lunes, un tribunal de apelaciones de San Francisco escuchó alegatos en un intento de la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU, por su sigla en inglés) de volver a presentar el caso contra Jeppesen International Trip Planning en nombre de cinco ex prisioneros. La demanda acusaba a Jeppesen de organizar al menos 70 vuelos desde el año 2001 como parte del programa de rendiciones extraordinarias de la CIA. El gobierno de Bush logró desechar el caso con el argumento de que podría revelar “secretos de Estado”. El lunes, los abogados del gobierno de Obama les dijeron a los jueces que la postura del gobierno sigue siendo la misma. El Director Ejecutivo de ACLU, Anthony Romero, dijo: “El Departamento de Justicia dijo hoy en tribunales que continuaría con la política del gobierno de Bush de invocar los secretos de Estado para ocultar la censurable historia de tortura, rendiciones y las violaciones más graves a los derechos humanos cometidas por el gobierno estadounidense. Esto no es un cambio. Esto definitivamente es más de lo mismo”.