Descubrimiento inesperado podría tener impacto en futuros modelos climáticos

STFC/Ciencia Kanija
12/02/09

Los astrónomos han hecho un hallazgo inesperado usando un polarímetro (un instrumento usado para medir las propiedades de onda de la luz) patrocinado por el Consejo de Instalaciones Científicas y Tecnológicas (STFC), que tiene el potencial de afectar a los futuros modelos del clima.

...Siga leyendo, haciendo click en el título...


Astrónomos de la Universidad de Hertfordshire estaban haciendo observaciones de estrellas en búsqueda de nuevos planetas después de montar el ‘PlanetPol’ (polarímetro que diseñaron y construyeron para hacer lecturas extremadamente sensibles) en el telescopio William Herschel Telescope (parte del Grupo de Telescopios Isaac Newton) en La Palma en las Islas Canarias, cuando sus medidas se vieron afectadas por una capa de polvo.

La presencia del propio polvo, el cual según ha demostrado las imágenes de satélite y modelado del movimiento del polvo se originó en el Sahara y el Sahel, no fue una sorpresa, pero sí su comportamiento. Los científicos normalmente suponen que los aerosoles, incluyendo el polvo mineral, tiene una orientación aleatoria en la atmósfera, pero los miembros del equipo dicen que la polarización que afectaba al polvo procedente de la luz sólo podía ser el resultado de que las partículas de polvo estuviesen verticalmente alineadas.

Además, los campos eléctricos que ahora se piensa que son los responsables de este fenómenos están posiblemente afectados por el transporte del polvo a lo largo de grandes distancias. Por primera vez esto podría explicar por qué los grandes granos de polvo saharianos pueden viajar tan lejos como el Reino unido en lugar de caer al suelo mucho antes.

Esto podría tener impacto en las teorías climáticas dado que el polvo atmosférico es una fuente significativa de incertidumbre para los científicos que intentan modelar el clima. ‘Si se demuestra que el polvo se ve afectado por los campos eléctricos, los elementos de los actuales modelos climáticos puede que tengan que reelaborarse con esta nueva información para que mantengan su precisión’, explica Joseph Ulanowski, del Centro de Investigación Atmosférica e Instrumentación (CAIR) en la Universidad de Hertfordshire.

Los modelos climáticos son extremadamente complejos e implican muchas otras influencias, por lo que es necesario llevar a cabo más investigación para ver cómo de significativo es este hallazgo del fenómeno del polvo. CAIR se unirá ahora a una campaña liderada por la Oficina de Meteorología en Oriente Medio en la primavera de 2009 la cual presenta una oportunidad de investigar en más detalle.

El Profesor James Hough, Director de Investigación Astronómica en la Universidad de Hertfordshire dijo, ‘Es fascinante ver cómo hemos sido capaces de usar observaciones astronómicas para aprender más sobre el polvo en la atmósfera de la Tierra, especialmente dado que primero consideramos que el evento del polvo sahariano era un verdadero inconveniente y de ningún valor para nosotros’.