El Ciberespacio ya es un nuevo dominio de guerra, afirma subsecretario de Defensa de EEUU

Aporrea.org
19/10/10

Con la creación del Comando Cibernético de EE.UU. en mayo y el acuerdo la semana pasada para la seguridad cibernética entre los Departamentos de Defensa y Seguridad Interior, el Departamento de Defensa está listo para añadir el ejército ciberespacial al de mar, tierra y aire, de modo que el espacio aparece como el último dominio de la guerra, afirmó este lunes el subsecretario de Defensa William J. Lynn III.

...Siga leyendo, haciendo click en el título...


“Las tecnologías de la información nos ofrece ventajas decisivas en todas nuestros escenarios bélicos por lo que necesitamos proteger el ciberespacio para mantener nuestras ventajas”, dijo Lynn durante una entrevista en el canal de Televisión oficial del Pentágono.

Los adversarios pueden ser capaces de socavar las ventajas de los militares en las zonas convencionales, si logran atacar la infraestructura tecnológica militar y comercial, añadió. Esta amenaza ha “abierto una asimetría totalmente nueva en la guerra del futuro”, dijo el subsecretario de Defensa.

El cambio dramático en el enfoque de la ciberguerra en el Departamento de Defensa comenzó en el 2008 con un incidente con memorias flash insertadas en redes militares que contenían virus producidos en el Medio Oriente, dijo Lynn.

“Nos dimos cuenta que nuestra estrategia de seguridad no podía basarse en la defensa pasiva y los cortafuegos y parches de software, y hemos desarrollado una defensa con más capas”, dijo.

Lynn aseguró que el Departamento de Defensa está trabajando para ultimar la estrategia de la ofensiva en el Ciberespacio.

DARPA, la Agencia de Tecnología Avanzada del Pentágono, también está trabajando en la National Cyber Range, un modelo simulado de Internet que permitirá a los militares poner a prueba su ciberdefensas antes de implementarlas en el terrreno.

El proceso de adquisición de Tecnologías de la Información y las Comunicación (TIC) también tiene que cambiar, escribió Lynn recientemente en la revista Foreign Affairs. “A Apple Inc. le tomó 24 meses desarrollar el iPhone, mientras que el Departamento de Defensa tarda una media de 81 meses para desarrollar un nuevo sistema informático después de que el proyecto se financia”, aseguró.